Planificar

Hoy x Hoy 13 de abril de 2021 Por Pedro Guillardoy

Hace varias décadas  en distintos ámbitos provinciales se crearon organismos de planeamiento, ante la necesidad de utilizar racionalmente los espacios y los recursos  que se asignan a obras de interés público

En la Provincia de Buenos Aires, la secretaria respectiva impulso, entre otros proyectos, el Decreto - Ley 8912, de Ordenamiento Territorial y Uso del Suelo, el que con modificaciones, sigue aún vigente, pese a que fue sancionado en 1977. 

En los dos primeros artículos se establecen objetivos y principios: Articulo 1°.- La presente Ley rige el ordenamiento del territorio de la Provincia, y regula el uso, ocupación, subdivisión y equipamiento del suelo.

En el Artículo 2°. Fija una serie de objetivos de ordenamiento territorial:

 a) Asegurar la preservación y el mejoramiento del medio ambiente, mediante una adecuada organización de las actividades en el espacio.

 b) La proscripción de acciones degradantes del ambiente y la corrección de los efectos de las ya producidas.

c) La creación de condiciones físico-espaciales que posibiliten satisfacer al menor costo económico y social, los requerimientos y necesidades de la comunidad en materia de vivienda, industria, comercio, recreación, infraestructura, equipamiento, servicios esenciales y calidad del medio ambiente.

d) La preservación de las áreas y sitios de interés natural, paisajístico, histórico o turístico, a los fines del uso racional y educativo de los mismos.

 e) La implantación de los mecanismos legales, administrativos y económico-financieros que doten al gobierno municipal de los medios que posibiliten la eliminación de los excesos especulativos, a fin de asegurar que el proceso de ordenamiento y renovación urbana se lleve a cabo salvaguardando los intereses generales de la comunidad.

f) Posibilitar la participación orgánica de la comunidad en el proceso de ordenamiento territorial, como medio de asegurar que tanto a nivel de la formulación propuesta, como de su realización, se procure satisfacer sus intereses, aspiraciones y necesidades.

g) Propiciar y estimular la generación de una clara conciencia comunitaria sobre la necesidad vital de la preservación y recuperación de los valores ambientales.

Mas adelante estableció que: (Art. 70º) La responsabilidad primaria del ordenamiento territorial recae en el nivel municipal y será obligatorio para cada partido como instrumento sectorial. Y          (Art.74º) Los municipios contarán, dentro de la oficina de planeamiento, con un sector de planeamiento físico que tendrá a su cargo los aspectos técnicos del proceso de ordenamiento territorial del partido.

Como era de estricto cumplimiento, en nuestro municipio se designaron profesionales para cumplir la tarea, pero solamente se llegó a elaborar un proyecto con la delimitación preliminar de las áreas, en la ciudad cabecera.

Hacia fines de 1991, cuando era inminente el cambio de autoridades, fue concluido el primer proyecto de zonificación urbana y  finalmente, con la nueva constitución del Concejo Deliberante, no fue aprobado.

Unos años más tarde, en el período 2003 -2007, nuevamente se establecieron convenios con entes gubernamentales y universitarios, para la elaboración de un nuevo proyecto.  Tampoco prosperó y se continuó sin una herramienta legal que impusiera orden en el crecimiento urbano.

Cuando se pregunta cuales fueron los fundamentos para restituir la propiedad del autódromo y destinar esas tierras a planes de urbanización y construcción de viviendas, no queda claro y a medida que pasa el tiempo, más evidente se hace el error.

Se proyectan y concretan barrios en un lugar que carece de los servicios elementales y se llega a la conclusión que llevar los mismos será oneroso y en algunos casos muy difícil.

La adjudicación de lotes de terreno y créditos para viviendas del ANSES y ahora las viviendas para policías, actualizan el problema y mueven a pensar que será inevitable  atender a quienes se pretende radicar en ese sector y la pregunta surge de inmediato ¿se puede cumplir con los requerimientos legítimos de esa gente? ¿No hubiera sido más fácil buscar otros lugares, aptos y provistos de servicios?.

¿Qué razón había para no aprobar alguno de los proyectos que se realizaron? Debe haber habido alguien que no lo consideró necesario. Habría que preguntar.