Debate sobre Cannabis Medicinal y Cáñamo Industrial

Provinciales 28 de junio de 2022

La jornada denomina “Desafíos y Oportunidades para la Salud y la Producción en la provincia de Buenos Aires”, fue organizada por el diputado provincial Emiliano Balbín, autor de uno de los proyectos de ley de Regulación del uso de Cannabis Medicinal, y se desarrolló en el salón auditorio del anexo de la Cámara de Diputados de la provincia de Buenos Aires.
El objetivo del encuentro fue promover el proyecto de ley, que establece la adhesión bonaerense a la Ley Nacional 27.350, que se volvió a reglamentar durante el 2020 y establece un marco regulatorio para la investigación médica y científica del uso medicinal, terapéutico y paliativo del cannabis.

En este contexto, hay que destacar que el Gobierno bonaerense también busca crear ‘la Agencia Provincial del Cannabis’, un organismo que será autárquico y que regulará el registro de cultivadores y laboratorios productores bonaerenses, y la utilización de esta sustancia para fines terapéuticos, es decir que deberá crear y administrar el Registro provincial del cannabis, donde deberán anotarse todas las personas que necesiten utilizar la sustancia para su tratamiento médico, así como también de laboratorios, farmacias y droguerías que participen del proceso de producción y comercialización del aceite.

En mayo pasado, el Gobierno nacional promulgó la Ley de Cannabis Medicinal y Cáñamo Industrial. El objetivo es brindar un marco regulatorio para la inversión pública y privada en toda la cadena del cannabis medicinal y complementar la actual legislación,  (Ley 27.350), que autoriza el uso terapéutico y paliativo del producto.

imagen reunion en diputados por cannabis 2

La jornada tuvo como expositores a: Agustina Elizalde, abogada especialista en semillas, cannabis y cáñamo; Diana Barreneche, abogada especialista en derecho ambiental y presidente del Proyecto Cáñamo Argentina; el doctor Ignacio Saffarano, Cirujano oral y maxilofacial Odontólogo en La Plata; y Nicolás José Rodríguez, licenciado en Relaciones Internacionales e investigador del Doctorado en Política Pública y Urbana de The New School en la ciudad de Nueva York.

Durante su exposición, el diputado Balbín señaló: “Somos precursores en darle un marco normativo al cannabis medicinal con fines terapéuticos, por eso tenemos el interés que salga esta iniciativa, y que se incorpore al sistema de salud”, sostuvo Balbín. Y añadió:”Necesitamos bajar aún más algunos prejuicios, traer soluciones y ayudar a una sociedad doliente, para que encuentre la forma de mejorar la calidad de vida a través del cannabis y el cáñamo;  y también potenciar a nuestra provincia, logrando generar inversiones, puestos de trabajo, que logre mejores tratamientos, sin especulaciones económicas, sino focalizados en legislar mejor para los ciudadanos de nuestra provincia de Buenos Aires”.

Además, Agustina Elizalde destacó que “el Cannabis medicinal es muy útil y es de suma importancia visibilizarlo y desestigmatizarlo”. Y agregó: “Personalmente creo que tiene que hacerse con educación, de manera progresiva, con la contención y control adecuado trabajando sobre lo medicinal”.

Conjuntamente, el doctor Ignacio Saffarano comentó: “El cannabis no cura ninguna enfermedad, pero sí mejora notablemente la calidad de vida en pacientes sobre quienes la medicina convencional deja de ser la mejor opción” Y aseguró que “ se ha probado en diferentes enfermedades, desde el síndrome de tourette hasta el cáncer con excelentes resultados, principalmente en el dolor crónico, sin necesidad de consumir analgésicos que producen daños a nivel sistémico, por eso sin dudas sabemos es una alternativa terapéutica válida, efectiva y comprobada”.

También, Diana Barreneche remarcó la importancia de “que el cáñamos se trate como un producto agrícola más, como la papa o el maíz; y que el cultivo de la planta entre en el engranaje de todo el desarrollo productivo que ya existe”.

En este sentido, puntualizó que “ya está el INASE, el INTA, el INTI, todos los organismos estatales y todo el aparato burocrático, para que el desarrollo cañamero sea un eslabón más de la cadena productiva argentina”. Y enfatizó: “Se necesita más educación y más información respecto del tema cáñamo, tanto para los funcionarios, la sociedad civil, los empresarios, y las familias en general”.

Para finalizar, Nicolás José Rodríguez, licenciado en Relaciones Internacionales comentó: “Es importante de poder generar, bajo nuestras propias reglas, la producción del cultivo del cannabis, para poder  así bajar los costos y generar puestos de trabajo. Tenemos que lograr que el Estado haga las cosas accesibles, ya que tenemos la forma de conseguirlo para generar ingresos”.